Etiquetas

,

El liderazgo, un concepto que muchos utilizan sin tener claro lo que significa, ya que se ha desmitificado el término y ahora se utiliza en muchos ámbitos.

A mi personalmente me molesta cuando se utiliza para nombrar a alguien que no cumple con las características básicas que debe tener un líder.

Visionario: Persona proactiva y con visión a largo plazo, inconformista y creativa.

Brillante: Actitud que destaca frente a los demás.

Coraje: Capaz de defender sus ideas y convicciones.

Contagia entusiasmo: Persona positiva que inspira hacia una meta (fundamental)

Gran comunicador: Capacidad para hacer llegar su visión al resto.

Convincente: Dotes de persuasión para conseguir apoyos.

Gran negociador: Habilidades de negociación sobresalientes.

Capacidad de mando: Comprensivo pero que se haga respetar.

Exigente: Perfeccionista consigo mismo y con el resto.

Carismático:Con capacidad de conmover y seducir.

Honesto: Con buenos valores éticos que se mantengan con el tiempo.

Cumplidor: Debe cumplir lo que promete para conseguir la confianza de su equipo.

Coherente: Debe dar ejemplo de lo que predica.

Seguramente esto sucede porque se olvidan ciertas características como la honestidad o la coherencia, si el “líder” consigue muchos adeptos que aumenten los beneficios siguiendo sus pasos. Porque lo que hay que tener claro es que no existe el liderazgo sin los seguidores. Ellos son una parte fundamental para su desarrollo y no me refiero sólo en el ámbito empresarial. Me hace mucha gracia cuando utilizan la palabra como sinónimo de persona influyente o manipulador o jefe de equipo, pero más gracia me hace cuando la utilizan en el ámbito de la política de este país.

Sí, parece que muchos se han convertido en líderes al conseguir resultados a corto plazo, aunque en muchos casos esos resultados no se mantengan y al final acaben por obtener decepción en el medio plazo, pero nada, la gente todavía sigue nombrandolos como el “líder”, el “antiguo líder” y se quedan con ese rol durante un tiempo inmerecido.

Está claro que no hay que generalizar, pero como he dicho antes, en mi opinión el término se utiliza más de lo estrictamente real.

Anuncios